No son pocas las reacciones que se han visto sobre la victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales. Y ahora que finalmente ha tomado el poder de la Casa Blanca, ha comenzado el “reinado de terror para algunos”. Pero antes de que Trump tomase el poder, en la casa presidencial pasaron algunas cosas en secreto que nadie se podía imaginar.

Un concierto en honor a los empleados de Obama

Bruce Springsteen, gran defensor de los derechos humanos y uno de los que estaban en contra de la victoria de Trump en las elecciones presidenciales, decidió dar el pasado 12 de enero un concierto en secreto en la Casa Blanca, con el objetivo de recompensar el arduo trabajo de los empleados del ya expresidente Barack Obama.

Esta información fue revelada por el Backstreets, que aseguró que el cantante tocó 15 canciones en el Salón Este de la Casa Blanca, en el mismo donde meses antes había recibido la Medalla Presidencial de la Libertad, frente a casi 250 empleados. Pero, ¿cuáles fueron los temas que tocó? Pues eligió los que eran sus temas más políticos y entre canción y canción aprovechó para hablar sobre el impacto que había tenido Obama en Estados Unidos.

Bruce Springsteen da un concierto para los empleados de Barack Obama en la Casa Blanca

Cuando tocó uno de sus mayores y más polémicos éxitos, Born in the USA, lo definió como una canción de protesta, y se lamentaba que la gente en el pasado malinterpretase el mensaje que lanzaba con esta canción. Del mismo modo se lamentó de que en un futuro muchos seguirán sin entender el auténtico mensaje de la canción.

Dancing in the Dark y Land of Hope and Dreams fueron los temas que cerraron su concierto privado para los empleados de la casa presidencial. Al terminar, el propio Obama le dio las gracias en persona por haber tenido el honor de escucharlo en directo.

Dejar respuesta