Mientras que algunos estaban celebrando tranquilamente las fiestas en familia, disfrutando de la compañía de los suyos, son cientos de personas en los que esta fecha tan señalada se despedían de sus familiares, tristemente para siempre. Uno de estos casos ha sido el de George Michael, uno de los cantantes más relevantes del género pop.

No murió por causas extrañas, según la policía

Todo el mundo conoce la vida ajetreada y movidita que ha llevado siempre el cantante. Comenzó de muy joven formando un grupo con Andrew Ridgeley, su amigo de la infancia, conocido como Wham!, pero no tardaron en separarse y el cantante lo intentó en solitario. Poco se podía imaginar que su  primer disco, Faith, acabaría consiguiendo cuatro discos platino en Reino Unido y que la fama aumentaría con su segundo trabajo, Listen Without Prejudice Vol. 1, con el que cosechó todavía más éxito.

En los últimos años, la actividad del cantante había sido bastante tranquila. En el año 2011 tuvo que suspender varios conciertos cuando fue ingresado por una neumonía que casi acaba con su vida, por lo que decidió tomarse las cosas con calma, siguiendo haciendo conciertos pero con una mayor diferencia de tiempo entre cada uno. A principios de mes anunció que iba a hacer un nuevo trabajo en colaboración con el productor y compositor Naughty Boy.

3000_george_michael_04_1024x768

Las causas de muerte siguen siendo todo un misterio, pues en las últimas apariciones del cantante este parecía estar bien. Sin embargo, a las 13:42 del día 25 de diciembre una ambulancia acudía a Goring, donde el cantante estaba pasando las fiestas con su familia, para confirmar que, efectivamente, había fallecido.

“Con gran triste confirmamos que nuestro hijo, hermano y amigo George ha muerto en paz en su casa el día de Navidad” declaró su representante, confirmando la triste noticia y rogando que se respete la intimidad y la privacidad de la familia del artista en estos momentos tan duros.

Dejar respuesta